El césped artificial ha dado un salto cualitativo en los últimos años, hoy en día el parecido con césped natural es notable, incluso es necesario tocarlo para notar la diferencia. Sumado a su fácil mantenimiento, vemos como está empezando a ser la primera opción en muchos casos.

Césped artificial barato

Antes de comprarlo tienes que conocer los diferentes tipos que podemos elegir, reconocer su nivel de calidad y detectar ofertas con buena relación calidad-precio. Actualmente podemos encontrar cesped artificial barato con muy buenas prestaciones, ya lo quieras para decorar o para uso deportivo.

Internet nos permite acceder a un gran catálogo de céspedes, con imágenes muy detalladas y gran cantidad de información para decidir cuál es el que más nos conviene para lo que queremos hacer. También en muchas tiendas online podemos pedir muestras para tocarlas y verlo en persona antes de decidirnos por uno. Además, gracias a las plataformas “low cost” podemos instalarlo nosotros mismos siguiendo el manual de instrucciones adjunto, con explicaciones paso a paso.

El césped artificial barato, pero de calidad, está preparado para que podamos colocarlo fácilmente, de forma parecida a la tarima flotante, ahorrándonos así el precio de la instalación. Siempre en el caso de que queramos instalarlo nosotros mismos, porque si no nos apetece o no tenemos tiempo, los instaladores especializados lo harán de forma rápida y eficaz.

Tipos de césped artificial

Existen muchos tipos de césped artificial, con diferentes calidades de fibra, número de puntadas, materiales de soporte, incluso protección UV contra los rayos del sol. Todos ellos no necesitan riego, son ignífugos, y no producen alergias.

A la hora de elegir un tipo de césped sintético, tienes que diferenciarlos por la altura de la fibra, la capacidad de drenar el agua y el color. Los tenemos desde los 5mm hasta los 50mm de altura, y con una capacidad de eliminar el agua de 30 litros por minuto hasta 60 litros.

¿Qué tipo de césped comprar?

Si quieres comprar césped artificial económico, para una terraza, el patio o superficies comerciales, lo mejor es uno que vaya de los 5 a los 9mm con un drenaje de 30 litros de agua por minuto y metro cuadrado. Suelen tener un color uniforme y son los más baratos.

Si en cambio prefieres cesped artificial de calidad, que se confunda con césped natural, tendrás que subir un poco el presupuesto, pero el resultado merece mucho la pena. Este tipo va de los 20 a los 50mm de altura, consigue evacuar el doble de agua que el anterior y simula a la perfección el color y forma del césped natural, incluso la textura cuando lo tocamos. Es adecuado para terrazas, patios, para la piscina, uso deportivo, jardines, etc.

Gracias a su resistencia, es perfecto para uso exterior, pues soporta sin problemas grandes tormentas, granizo, heladas y olas de calor. Lo podemos pisar y tumbarnos sobre él sin que pierda el aspecto de césped recién cortado, pues las fibras retoman su forma rápidamente.

Mantenimiento del césped artificial

La gran ventaja del césped sintético es que apenas necesita mantenimiento. Para limpiarlo si tienes mascotas o se ha ensuciado con algún producto, sólo hay que darle un manguerazo de agua.

Si el césped es de fibra larga y está en el exterior, en épocas estivales se recomienda de vez en cuando humedecerlo, y si nos tumbaos o paseamos mucho por él, cepillarlo a contra fibra si vemos que no están en posición vertical. En cualquier caso, cada césped es diferente, sólo hay que leer las recomendaciones del fabricante.

¿Cuál es su precio?

Hay muchos precios, según el tipo y la calidad del mismo. Los tienes desde los 5€ el metro cuadrado, pasando por los 20€ que ya son de una calidad muy aceptable, hasta los 60€, que cuesta reconocer si es natural o sintético. A partir de los 80€ el metro cuadrado ya nos encontramos con céspedes Premium, pero no es habitual encontrarlos en tiendas normales.

Lo mejor a la hora de comprar césped artificial es que compares precios y calidades en diferentes tiendas online y te decidas por el que mejor se adapte a lo que necesitas.

Si tienes animales de compañía en casa y no sabes si es buena idea para ellos, aquí tienes un artículo sobre el césped artificial para mascotas con un listado de pros y contras. Cuando te hayas decidido por el que mejor se adapta a tus necesidades, puedes ponerlo tu mismo en casa siguiendo esta guía de instalación de césped artificial.